Vota futuro...

Vota futuro...
VOTA ADELANTE ANDALUCÍA

Manifiesto de sindicalistas por la Unidad Popular


Las trabajadoras y trabajadores en nuestro país han sido, sin duda, los más castigados por la aplicación de las políticas neoliberales. Más desempleo, reducción en los derechos laborales, reducción de la capacidad de negociación colectiva de las organizaciones sindicales, más discriminación de género, destrucción de una generación completa de jóvenes en su derecho a encontrar trabajo y menos salarios, son el mapa que han dibujado estas políticas fracasadas.

El bipartidismo en España acogió las recomendaciones de las instituciones defensoras de las políticas neoliberales como recetas incontestables, hipotecando la capacidad de trabajo que los ciudadanos/as han demostrado a lo largo de la historia.

Hoy se pretende vender que como hemos vivido por encima de nuestras posibilidades hay que devolver a los acreedores lo que les pedimos para esa teórica "gran vida" que no hemos pagado, en vez de analizar ordenadamente la realidad, que no es otra que aquellos que hicieron las recomendaciones de destrucción del Estado de Derecho para potenciar la competitividad, y que ofrecían créditos para auto-beneficiarse de los mismos, a la vez de controlar a los gobiernos, son los culpables de esta situación y por tanto deben responder de sus errores.

Si no cambiamos estas políticas, tendremos menos derechos a la salud y a la educación, menos salarios para llevar una vida mínimamente digna y menos democracia para intervenir libremente en las instituciones del Estado.

Los y las sindicalistas, vemos como todos los días, la descompensación a favor del poder de la empresa, nos impide defender mínimamente la estabilidad en el empleo, los salarios o las condiciones sociolaborales de los trabajadores y trabajadoras, por lo que debemos ser la punta de lanza, tal como tradicionalmente hemos representado, para luchar contra el cambio de estas políticas.

Vivimos unos momentos donde la movilización de los ciudadanos/as está poco a poco a punto de derrotar estas políticas, y esta movilización debe ser el eje de unidad de todas las organizaciones políticas, sindicales y sociales para derrotar definitivamente a las mismas.

Es por ello que los sindicalistas y las sindicalistas abajo firmantes exigimos a todas las organizaciones políticas y sociales que construyan un proceso de Unidad Popular, que tenga como conclusión la recuperación de los derechos de los trabajadores y trabajadoras y el cambio radical de estas fracasadas políticas. Solos nadie va a derrotar al liberalismo, juntos, tal como se ha demostrado en las candidaturas de Convergencia Populares en las Elecciones Municipales, vamos a conseguirlo.